Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Contenidos

Precisiones sobre el ‘Gran Fraude’ —Ley de Corporaciones de 1870 y Ley de Corporaciones Municipales de 1871

Necesitamos tu ayuda...
La censura de motores de búsqueda, agencias de publicidad y redes sociales controladas por el establishment está recortando nuestros ingresos. Esto nos está haciendo difícil continuar. Si te parece útil el contenido que publicamos, por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica.



Por Anna von Reitz

Estoy cansada de repetirlo… Desde hace muchos años he venido explicando todos los detalles del Gran Fraude —incluyendo el impacto de la Ley de Corporaciones de 1870 y la Ley de Corporaciones Municipales de 1871.

Sin embargo, este es un ejemplo de lo que los Sombreros Blancos están publicando sobre este tema:

“En 1871 un acto sedicioso fue realizado por el Gobierno. Un golpe fue hecho para reescribir la constitución y poner NOSOTROS EL PUEBLO en todas las capitales, bajo un nuevo contrato corporativo transfiriendo los Estados Unidos de América en la nueva Corporación de los Estados Unidos de América que transfirió el poder de Nosotros El Pueblo y la constitución a la nueva corporación. Cuando hicieron eso, colocaron a los ciudadanos en los Estados Unidos como propiedad de la Corporación que estaba centrada en Washington D.C. Esta acción convirtió a Washington D.C. en una ENTIDAD EXTRANJERA en el suelo estadounidense de estados soberanos. Fue establecido a través de un préstamo del Vaticano cuando D.C. fue transferido a una ciudad-estado, y esta entidad corporativa entonces gobernó sobre la gente. Los derechos de los ciudadanos les fueron arrebatados en este proceso. Nadie se dio cuenta de esto.”

Corrección:

1. Ningún país puede ser transferido a una corporación. Sólo hay que intentar meter un pato en una hoja de papel y ver qué pasa.

2. Lo que intentaban conseguir era un tipo de acción distinta. Estaban suplantando y aferrándose al nombre de nuestra Federación de Estados no incorporada, haciendo negocios como Los Estados Unidos de América, e incorporándola como una franquicia de Corporación Municipal (permitida por la Ley de Corporaciones usurpadoras de 1870). El problema con esto es que nadie que votara por esta acción tenía ningún derecho legítimo a hacerlo.

Por favor, tengan en cuenta que es rutinario y permisible tomar una empresa no constituida en sociedad y constituirla, y no hay nada en las Constituciones que dicte la forma de negocio que adoptan nuestros subcontratistas federales.

Los puntos conflictivos son: (1) la Ley de Sociedades Anónimas de 1870 fue una usurpación de derechos que nunca se concedió al Gobierno Municipal de los Estados Unidos y es nula desde el principio; (2) cualquier acción que incorpore un negocio en virtud de esa Ley también es nula; (3) nadie que pretenda encerrar a los Estados Unidos de América emitiendo una carta de corporación comercial parecida y publicada “como” La Constitución de los Estados Unidos de América” (lo que ocurrió en 1868, o que luego pretenda transferir los activos de nuestra Federación como bienes muebles pertenecientes a esa corporación a través de la Ley de 1871) tenía derecho a hacer nada de eso.

Una acción tomada sin legitimación es una nulidad. Si no lo fuera, podría vender su casa y cosechar los beneficios, sin hacer preguntas.

Aquellos que se apoderaron de los activos de nuestros Estados y que usurparon contra nuestro legítimo Gobierno estadounidense de esta manera no tenían ninguna capacidad para tomar estas acciones. Además, estas acciones emplearon deliberadamente medios engañosos, incluyendo engaños con nombres similares, y fueron fraudulentas a primera vista.

Nuestros Estados no participaron en la Guerra Civil. Sólo los Estados Confederados, tanto del Norte como del Sur, estuvieron involucrados. Fue un conflicto comercial mercenario ilegal, y estas acciones tomadas (arriba) no sólo fueron acciones comerciales mercenarias ilegales tomadas años después del fin declarado del conflicto, sino actos de usurpación por parte del Congreso Municipal y de traición por parte de los miembros del Congreso Territorial —y actos de Violación de Confianza por parte del Gobierno Británico y la Corona Británica y la Santa Sede.

Nuestros Estados estaban completamente libres de deudas con las potencias extranjeras europeas a partir de la Administración de Andrew Jackson, y separados de las organizaciones estatales que se arruinaron luchando en la Guerra Civil, y también separados de los Subcontratistas Papistas y Británicos que estaban profundamente endeudados por ello.

Así que los Subcontratistas Federales extranjeros, tanto los Estados Unidos Municipales como los Estados Unidos Territoriales, se confabularon para “apoderarse” de nuestros Estados de la Unión y utilizaron la usurpación, el abuso de confianza y el fraude para transferir sus propias deudas a nuestros hombros. Han estado confabulando de la misma manera desde entonces.

3. Y a diferencia de las ideas presentadas más arriba, que afirman que la Ley de 1871 convirtió a WASHINGTON, DC, en una entidad extranjera, permítanme señalar que Washington, DC, siempre ha sido una entidad extranjera y un gobierno extranjero. Se estableció así desde el principio y su génesis está claramente dilucidada en el Artículo 1, Sección 8, Cláusula 17, que se publicó en las tres Constituciones Federales casi cien años antes de la Guerra Civil, y que nunca ha cambiado.

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

Tomen cualquier versión de la Constitución Federal que puedan encontrar, y búsquenla ustedes mismos. Está ahí mismo en blanco y negro, el fatídico codicilo que permite a los miembros del Congreso actuar como el gobierno de Washington, DC, y que les permite los poderes de una oligarquía plenaria dentro de Washington, DC.

Sabemos por las fechas de las Constituciones Federales que el “Congreso” al que se refiere el Artículo 1, Sección 8, Cláusula 17, debía ser nuestro Congreso de los Estados Unidos y no los Congresos Municipales o Territoriales, porque aparece en 1787, cuando nuestro Congreso de los Estados Unidos era el único Congreso existente.

Por lo tanto, Washington DC siempre ha sido tanto una ciudad-estado como un gobierno extranjero, aunque se suponía que funcionaba bajo el control estadounidense. Nuestra República Federal Americana dejó de funcionar en 1860, junto con la Confederación.

Como resultado, tanto las funciones como las autoridades de la Confederación y de la República Federal Americana estaban en juego, y en lugar de hacer lo honorable y ayudar a la Reconstrucción, la Santa Sede y la Reina y el Lord Mayor, se confabularon contra los límites de las Constituciones y utilizaron argucias legales para desplumar a sus inocentes empleadores, los Estados y el Pueblo Estadounidense, bajo el color de la ley.

4. Me he “dado cuenta”. Llevo treinta años yendo de funcionario en funcionario, explicándolo como una ecuación cuadrática. Y casi todos me han mirado fijamente y con cara de tontos. ¿Por qué, os preguntaréis, con toda la capacidad intelectual y los abogados y funcionarios de que dispone el Gobierno Federal ha sido necesario que ancianos de todo el país luchen durante décadas para que se les corrija? ¿Y enfrentarse a penas de cárcel, al acoso del IRS, a amenazas y al asesinato a manos de personas que se hacen pasar por “nuestros” funcionarios electos? ¿Gente que son nuestros empleados, sacando sus cheques de nuestros bolsillos?

La mayoría de mis colegas tienen más de ochenta años. En mis círculos, soy un pollo de primavera. Este fin de semana he perdido a otro querido amigo. Todos hemos sufrido toda la vida como resultado de las deplorables acciones deshonrosas de nuestros mal dirigidos Empleados Públicos.

¿Y creen que no van a aclarar la historia? ¿Creen que van a sustituir nuestro Gobierno legítimo y nuestra propia República Federal Americana por una versión británica de nuestra República Federal?

 

Cómo el Vaticano y la Corona Británica se hicieron subcontratistas para gobernar EEUU

 

Fuente:

Anna von Reitz — Get The Story Straight.

Te puede interesar

Contenidos

Tanto la OTAN como la Unión Europea son hijas del Plan Marshall. De hecho, son las ‎dos caras de una misma moneda. Pero la...

Contenidos

Por Anna von Reitz La Reina es la agente de la Casa de Wettin en Gran Bretaña, y ocupa una posición subordinada a su...

Contenidos

El aparato de Inteligencia de los Cinco Ojos, controlado desde Londres, es decir, lo que se conoce como el EstadoProfundo en EE.UU., que en...

Contenidos

Estados Unidos acaba de lanzar un ataque aéreo contra Siria, una nación que invadió y ocupa ilegalmente, y argumenta que el ataque es una...

Publicidad que es odysee

Archivos

Redes Sociales

Publicidad siguenos en telegram
Publicidad Ledger Live Coinify

Pensar con el corazón

Interactuamos solo con energía e información. Es por ello que, solo con la energía de tu intención, puedes manifestar una realidad que te haga sentir bien aún en medio de este caos sin precedentes en toda la historia humana. Solo tienes que saber cómo funciona la energía de tu corazón y de la conciencia. En este libro lo encontrarás fácilmente explicado con fundamentos científicos.

Pensar con el Corazon