Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Ciencia y Tecnología

¿Por qué los globalistas y los gobiernos están tan desesperados por alcanzar el 100% de las tasas de vacunación?

Necesitamos tu ayuda...
La censura de motores de búsqueda, agencias de publicidad y redes sociales controladas por el establishment está recortando nuestros ingresos. Esto nos está haciendo difícil continuar. Si te parece útil el contenido que publicamos, por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica.



Brandon Smith advierte que la propaganda masiva que estamos viendo sobre la vacunación, sobre todo en los Estados Unidos, se debe a que Biden y los CDC están inflando sus cifras para crear la ilusión de que una gran mayoría de los estadounidenses apoya la vacuna. Pero, además, dice, esta desesperación obedece a que las élites globalistas están preparando el escenario para un evento de infertilidad masiva, en el que culparán al Covid en vez de a las vacunas experimentales. Por eso el establishment necesita una tasa de vacunación del 100%, pues las personas no vacunadas serían la prueba de su crimen. Por otro lado, la agenda del Gran Reseteo es imposible de aplicar de forma permanente a menos que la población humana se reduzca en gran medida durante un corto período de tiempo (una generación o dos). El control poblacional, la limitación del crecimiento y desindustrialización son un tema fundamental para las élites maltusianas regresivas que basan su existencia en base a reseteos constantes.

 

 

Por Brandon Smith

No creo que sea la única persona que lo ha notado – Ha habido un repentino diluvio de propaganda sobre la vacunación contra los covirus y la propaganda sobre el pasaporte vacunal en el último mes, más de lo que creo que hemos visto desde principios de este año. Hablo de los EE.UU. en particular, pero es importante señalar que en los EE.UU. el establishment sigue clamando desesperadamente por una tasa de vacunación mucho más alta. En lugares como Europa, el Reino Unido y Australia las tasas de vacunación son más altas y los gobiernos han pasado a la fase de pasaporte de vacunación de su agenda.

Algunas personas pueden sentirse confusas por el evidente paso de rosca en el que se mueven la mayoría de las naciones en lo que respecta a los mandatos y restricciones de las vacunas. ¿Cómo es posible que casi todos los gobiernos del planeta estén de acuerdo con el totalitarismo médico? Bueno, es bastante fácil de entender cuando te das cuenta de que la mayoría de ellos están vinculados entre sí a través de instituciones globalistas como el Foro Económico Mundial (FEM), que ha llamado repetidamente a la pandemia una “oportunidad perfecta” para impulsar sus planes para un “Gran Reseteo”.

El “Gran Reseteo” es una usurpación ideológica a largo plazo de lo que queda de la libertad individual y de las economías de libre mercado, y su objetivo es la imposición de una dictadura socialista/comunista global. Los globalistas envuelven estos objetivos en palabras que suenan bonitas y en aspiraciones que suenan humanitarias, pero en el fondo el “Reseteo” supone el fin de la libertad tal y como la conocemos. Esto no es una exageración, es la realidad; esto es lo que esta gente desea por encima de todo. Pero, ¿cómo se consigue ese objetivo?

Bueno, curiosamente el FEM y la Fundación Bill y Melinda Gates describieron exactamente cómo planeaban hacerlo durante una “simulación” que realizaron en octubre de 2019 llamada “Evento 201”. Durante el evento, imaginaron una pandemia masiva de coronavirus, propagada supuestamente de los animales a los humanos, que facilitaría la necesidad de restricciones generalizadas en las libertades individuales, las economías nacionales, así como en Internet y los medios sociales. Estoy seguro de que todo es una coincidencia, pero el mismo escenario que los globalistas del FEM representaron durante el Evento 201 ocurrió en el mundo real sólo dos meses después.

En cualquier caso, la pandemia en sí misma ha sido una bendición para los globalistas. No hemos visto una toma de poder gubernamental y corporativa de gran alcance desde el ascenso de los nacionalsocialistas en Europa y la propagación del comunismo en Rusia y China hace casi un siglo. De hecho, yo diría que lo que la humanidad en su conjunto está enfrentando hoy es mucho peor que lo que esos miserables imperios podrían haber producido.

No hay duda; las instituciones globalistas y sus “socios” gubernamentales son los mayores beneficiarios de la crisis covídica. Pueden ganar el máximo poder social y político si su agenda para explotar la pandemia tiene éxito.

Dicho esto, hay algunos obstáculos en su plan, y por eso creo que estamos viendo un agresivo impulso propagandístico en las últimas semanas. Por ejemplo, como he señalado con amplias pruebas en mi artículo “El plan de la Fuerza de Ataque de Vacunas de Biden apesta a desesperación[https://alt-market.us/bidens-vaccine-strike-force-plan-stinks-of-desperation/]”, parece que la tasa de vacunación, especialmente en los EE.UU., no es ni de lejos tan alta como las élites quisieran.

Mientras que la Administración Biden y los CDC afirman que la tasa de vacunación general es del 67%, otras numerosas estadísticas, incluyendo los números del mapa estatal de las Clínicas Mayo, indican que sólo cuatro estados en los EE.UU. tienen realmente una tasa de vacunación superior al 65% (para una dosis o más), y la mayoría de los estados tienen tasas de alrededor del 50% o menos. Incluso los estados azules con mayor población, como California y Nueva York, no superan la marca del 65% y, francamente, esas cifras no van a ninguna parte, ya que las vacunaciones están cayendo en picada.

Si alguien no se ha presentado ya con cero tiempos de espera y amplias dosis en todas partes, entonces es poco probable que se vacune alguna vez.

Las estadísticas contradictorias me sugieren que Biden y el CDC están inflando sus cifras de vacunación para crear la ilusión de que una gran mayoría de estadounidenses apoya la vacuna. Y si este es el caso, explica por qué Biden, Fauci y los principales medios de comunicación están alimentando a la fuerza al público con bombo y platillo a favor de las vacunas que contradice sistemáticamente la ciencia real. No están consiguiendo el miedo y la conformidad del público que esperaban.

Pero, ¿por qué quieren una vacunación del 100%? ¿Por qué están tan desesperados por que todas las personas del mundo se vacunen con el ARNm?

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

Después de todo, la tasa media (IFR) de mortalidad por covirus es de apenas un 0,26% de los infectados (esta es una estadística que los medios de comunicación se niegan sistemáticamente y de forma deliberada a mencionar al público). Esto significa que el 99,7% de la población NO corre peligro de contraer el covirus, esté o no vacunada.

¿Aseguran las vacunas mejores probabilidades? Bueno, según las estadísticas recientes de Massachusetts, no necesariamente, ya que informan de más de 5100 infecciones y 80 muertes de pacientes totalmente vacunados. Los medios de comunicación siguen diciéndonos que sólo mueren los no vacunados, pero esto es una mentira, como tantas otras mentiras que han estado vendiendo en lo que respecta a la covacuna. Entonces, ¿qué sentido tiene tomar una vacuna experimental si la tasa de mortalidad del virus es tan baja y el pinchazo no te protege necesariamente de todos modos?

No tiene sentido. La ciencia y las estadísticas no lo apoyan. Ni siquiera se puede atribuir a las vacunas el descenso de las infecciones y las muertes de este año; las cifras se desplomaron en enero: sólo el 5% de la población estaba vacunada en febrero. La única explicación es que la población alcanzó la inmunidad de grupo hace muchos meses. ¿Recuerdan cuando los gobiernos decían que necesitaban un 70% de inmunidad de rebaño o de vacunación para detener los bloqueos y los mandatos? Los postes de la portería se han movido varias veces y la “ciencia” del gobierno cambia mensualmente. Ahora afirman que la inmunidad de rebaño no importa y exigen una vacunación del 100%.

Debemos hacer la pregunta de nuevo: ¿Por qué la implacable presión del gobierno para la saturación total de vacunas? No está salvando vidas, y los mandatos se mantienen a pesar de todo, así que ¿por qué?

Sólo puedo plantear teorías basadas en las pruebas que tenemos a mano, pero creo que está claro para la mayoría de nosotros que las vacunas NO tienen que ver con la salud pública ni con salvar vidas. Evidentemente se trata de otra cosa…

Como han advertido numerosos expertos en virología y vacunas durante el último año, existe un gran riesgo de efectos secundarios perjudiciales para la salud cuando se trata de tecnología experimental de ARNm. Incluso uno de los creadores de las vacunas de ARNm ha sugerido que hay peligros en el despliegue de estos cócteles de manipulación genética sin más pruebas. Cabe destacar la preocupación por los trastornos a largo plazo, como los trastornos autoinmunes y la infertilidad.

 

En 2017, el director médico de Moderna confirmó que la vacuna ARNm puede cambiar el genoma humano

 

Los medios de comunicación y los globalistas argumentarán que “no hay pruebas” de que las vacunas de ARNm causen efectos secundarios mortales o infertilidad. Yo diría que NO HAY EVIDENCIAS de que sean seguras. La mayoría de las vacunas se prueban en el transcurso de 10 a 15 años antes de ser liberadas al público para su uso. Las vacunas covíricas se lanzaron al público en cuestión de meses. Honestamente, no tengo ninguna intención de actuar como conejillo de indias para una vacuna no probada.

¿Pero qué tal si las élites saben exactamente cuáles serán los efectos secundarios? ¿Y si las vacunas son una parte fundamental de su “Gran Rrseteo”?

La cuestión de la infertilidad, en particular, es la que más fuego está atrayendo del establishment, y yo señalaría una narrativa particularmente insidiosa que se está implantando en los medios de comunicación. Cada vez que la gente cuestiona la posibilidad de esterilidad causada por las vacunas, los burócratas y las cabezas parlantes de los medios de comunicación pasan al ataque, y luego dicen “No hay evidencia de que las vacunas causen infertilidad, pero el Covid-19 podría causarla…” Sólo hay que ver este reciente discurso del gobernador de Arkansas[https://youtu.be/1jMLzMpL\_sE] en el que él y su lacayo médico casi son expulsados del podio por un público enfadado por vender la misma propaganda.

Y ahí lo tienen. Se está preparando el escenario, en mi opinión, para un evento de infertilidad masiva, y se culpará al Covid en lugar de las vacunas experimentales. Por eso el establishment necesita una tasa de vacunación del 100%; las personas no vacunadas serían la prueba de su crimen. Déjeme explicarle…

Mi preocupación es que la agenda del Gran Reseteo de Klaus Schwab es imposible de aplicar de forma permanente a menos que la población humana se reduzca en gran medida durante un corto período de tiempo (una generación o dos). Los globalistas hablan constantemente de control y reducción de la población. Élites como Bill Gates son famosas por ello. ¿No es de extrañar que conciban un plan para instituirlo?

 

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

Robert Ingraham: El ‘Gran Reseteo’ del Imperio Británico

 

¿Y si, como han sugerido muchos expertos, los efectos secundarios de las vacunas crean esta condición de disminución de la población? ¿Y si están destinados a ello? No lo sabremos con certeza hasta dentro de un par de años como mínimo, ya que los trastornos autoinmunes y la infertilidad tardan en hacerse visibles en la población. El plazo medio para diagnosticar un trastorno autoinmune es de 4,5 años. La infertilidad puede tardar entre seis meses y un año en diagnosticarse.

Si una gran población de millones de personas sigue sin vacunarse después de un par de años, entonces representarán un grupo de control considerable e innegable. Un grupo de control es un grupo de sujetos que actúan como una muestra pura no tocada por un experimento de medicamentos o vacunas. Si el grupo vacunado se enferma o muere de condiciones específicas y el grupo de control no tiene esas mismas condiciones, entonces eso es una muy buena señal de que su vacuna o medicamento es veneno.

El 50% de los estadounidenses y porcentajes menores en otras naciones son un grupo de control para las vacunas experimentales. Si algo va mal con las vacunas, entonces seremos la prueba. Sospecho que esto es lo que realmente temen las élites.

Tienen que obligarnos a vacunarnos a nosotros también – a TODOS nosotros, para que no haya un grupo de control y por lo tanto no haya pruebas de lo que han hecho. Podrían simplemente culpar de los trastornos de salud masivos a la propia covacuna, o a algún otro falso culpable.

Si las vacunas son un caballo de Troya que causa enfermedades generalizadas o infertilidad, y los globalistas son atrapados porque existe un grupo de control, entonces significará una rebelión abierta junto con cuerdas y postes de luz para ellos. Su “Gran Reseteo” se desmoronará.

Para estar seguros, esto podría suceder de todos modos. Los pasaportes de vacunación son la línea en la arena para la mayoría de la gente. Incluso estamos viendo extensas protestas y disturbios en lugares como Italia, Francia, Reino Unido y Australia sobre el esquema draconiano de pasaportes. Sin embargo, en mi opinión, la mayor lucha tendrá lugar en Estados Unidos. Tenemos una población armada, millones y millones de veteranos de combate y civiles entrenados, un ejército con un 70% de conservadores e independientes y una comprensión histórica de la guerra asimétrica. Como hemos visto en lugares como Afganistán, los tanques, jets, misiles y drones no son garantía de victoria contra una fuerza guerrillera.

Los pasaportes de vacunación no van a implementarse aquí. Simplemente no lo permitiremos.

Los globalistas han puesto en marcha un jugada final — y podría ser el final para nosotros, pero también podría ser el final para ellos. Tienen un calendario estricto. Deben conseguir tasas de vacunación cercanas al 100% en los próximos dos años o antes. Deben conseguir sus pasaportes de vacunación en el próximo par de años o antes. Y, deben inculcar condiciones de bloqueo permanente a corto plazo para sofocar la creciente disidencia. Ahora estamos en una especie de carrera en la que los globalistas deben implementar su agenda lo más rápido posible, mientras que nosotros debemos aguantar y contenerlos hasta que la verdad se vuelva obvia para las masas; la verdad de que los cierres, los mandatos y las vacunas nunca fueron sobre la seguridad y siempre fueron sobre el control —desde el control social hasta el control de la población.

 

El Club de Roma, la agenda de despoblación mundial y la farsa del calentamiento global ‘provocado por el hombre’

 

Fuente:

Brandon Smith: Why Are Globalists And Governments So Desperate For 100% Vaccination Rates?

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

Te puede interesar

Contenidos

Por Dennis Small El 16 de septiembre comienza en Dushanbe (Tayikistán) una cumbre de dos días de los Jefes de Estado y de Gobierno...

Ciencia y Tecnología

  “Boris Johnson, BBC: vacunar a los niños británicos es un acto criminal. Ahora mismo estamos siendo testigos del crimen más grande que ha...

Contenidos

Según un comunicado de prensa publicado el 29 de junio en la web oficial de la Unión Europea: La Estrategia de la UE sobre...

Ciencia y Tecnología

Un estudio en preimpresión, llevado a cabo por investigadores del Tufts Medical Center y el VA Boston Healthcare System, revela cómo se creó una...

Publicidad que es odysee

Archivos

Redes Sociales

Publicidad siguenos en telegram
Publicidad Ledger Live Coinify

Pensar con el corazón

Interactuamos solo con energía e información. Es por ello que, solo con la energía de tu intención, puedes manifestar una realidad que te haga sentir bien aún en medio de este caos sin precedentes en toda la historia humana. Solo tienes que saber cómo funciona la energía de tu corazón y de la conciencia. En este libro lo encontrarás fácilmente explicado con fundamentos científicos.

Pensar con el Corazon