Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Contenidos

¿Logrará Alemania desprenderse de las garras mortales del imperio anglo-estadounidense?

Necesitamos tu ayuda...
La censura y desmonetización contra medios independientes nos afecta mucho. Si te parece útil el contenido que publicamos por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica. No te pierdas ninguna actualización, síguenos en Telegram.



Un análisis preliminar de los resultados de las elecciones en Alemania indica que, aunque ningún partido tiene mucho apoyo, habría un consenso entre los votantes a favor de la destrucción por parte de los Verdes de su economía industrial, y de la preparación para la guerra contra Rusia y China, ya que ese fue el énfasis planteado por todos los partidos principales. El resultado no es sorprendente, ya que una alternativa a la continua entrega de la soberanía a las políticas imperiales de Londres y Washington no fue permitida, fue ignorada o fue tratada como “extremismo”. Sin embargo, gran parte del mundo está rechazando las políticas de la City de Londres y Wall Street para impulsar el Gran Reseteo, el Green New Deal, y un nuevo impulso geopolítico para el cambio de régimen contra Rusia y China. En este artículo, Cynthia Chung revisa las intrigas y sabotajes geoestratégicos que se han suscitado en el marco de la coyuntura actual en Alemania, y se cuestiona si el país teutón logrará evitar el último apretón del imperio anglo-estadounidense para acercarse más al multipolarismo ruso-chino.

 

 

Por Cynthia Chung

Como dijo elocuentemente Pepe Escobar en su ensayo “Réquiem por un imperio: Una precuela“, lucen lejanos los días de los despistados guerreros del frío soñando con un eje Alemania-Japón, y la oportunidad de Washington de erigirse en Paradigma Mundial Supremo salvador del “mundo libre”, o los unilaterales años noventa regodeándose en las chabacanas celebraciones del “fin de la historia” mientras “los neoconservadores tóxicos, gestados en el periodo de entreguerras a través de la cábala gnóstica del trotskismo neoyorquino, tramaban su toma de poder”.

Escobar evalúa acertadamente que “hoy, es… el espectro de una entente Rusia-China-Alemania el que aterroriza al Hegemón como el trío euroasiático capaz de enviar la dominación global estadounidense al basurero de la Historia”.

Escribe Escobar:

“Los principales actores del Heartland han visto claramente a través de la niebla propagandística imperial; será un camino largo y sinuoso, pero el horizonte acabará desvelando una alianza Alemania-Rusia-China-Irán que reequilibrará el tablero global. Esta es la última pesadilla imperial de la Noche de los Muertos Vivientes -de ahí que estos humildes emisarios estadounidenses se desplacen frenéticamente por múltiples latitudes tratando de mantener las satrapías a raya”.

Efectivamente, el correteo frenético es de lo más caótico.

A la luz de esto, la extraña muerte del embajador de Alemania en China y alto asesor de Merkel, Jan Hecker, el 5 de septiembre de 2021, dos semanas después de asumir el cargo en Pekín, junto con la extraña hospitalización del ministro federal de Economía y Energía de Alemania, Peter Altmaier, el día después, es motivo de preocupación.

Como informa China News:

“El nombramiento de Hecker como enviado de Berlín a China -en medio de las crecientes tensiones bilaterales sobre los derechos humanos y el Mar de China Meridional- fue considerado por los observadores de asuntos exteriores como un movimiento de Merkel para estabilizar y continuar su enfoque de compromiso con China, en vísperas de su salida después de 16 años como canciller.
Alemania celebrará elecciones el 26 de septiembre para decidir el sucesor de Merkel y los observadores han advertido de que se avecinan turbulencias en las relaciones entre China y Alemania”.

Todavía no se han hecho públicos los detalles de la causa de la muerte de Jan Hecker.

Thomas Schäfer, que fue Ministro de Finanzas de Alemania en Hesse durante diez años, también tuvo una extraña muerte el 28 de marzo de 2020, que se dice que fue un suicidio, la línea popular y muy dudosa es que no podía manejar lo que sería el estrés financiero de Alemania en respuesta a la pandemia de COVID-19. No está claro cómo esta línea se atribuyó justificadamente a su muerte y no sólo un chisme conveniente. Su cuerpo fue encontrado junto al tren de alta velocidad Colonia-Frankfurt, la policía “especuló” que se había suicidado. Llámalo corazonada…

Además, al día siguiente de la muerte del embajador Hecker, el ministro federal de Economía y Energía de Alemania, Peter Altmaier, fue ingresado en un hospital de Berlín, el 6 de septiembre de 2021, después de una cena en la que, al parecer, los invitados dijeron que se sentía mal y tenía dificultades para encontrar palabras.

La agencia de noticias DPA informó de que se encontraba en una cena de la comisión económica del Bundestag en un hotel de Berlín, cuando repentinamente requirió atención médica de urgencia y fue trasladado al hospital por un motivo aún no conocido.

El 25 de enero de 2021, Altmaier fue criticado por algunos sobre el acuerdo de inversión de la UE con China, y sobre si Alemania debería haber esperado hasta después de la toma de posesión de Biden. En una entrevista de la CNBC se le planteó la cuestión de si se trataba de un “error táctico” o de un “momento inoportuno” por parte de Alemania, a lo que Altmaier respondió

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

“Creo que no ha sido un error porque hemos firmado [algo]… en gran parte… los acuerdos que Estados Unidos ya tiene con China. Se trata de crear unas condiciones equitativas. Así que soy muy optimista de que podemos desarrollar y negociar y firmar más acuerdos similares en todo el mundo, ya que Estados Unidos también seguirá este camino en sus negociaciones con otros países del mundo.”

Altmaier también dice en la misma entrevista

“Nos hemos dado cuenta de que el hidrógeno verde es el eslabón perdido de la transición energética en la mayoría de los países industrializados. Tendremos que importarlo de otros países. Así que si pudiéramos organizar una infraestructura internacional de hidrógeno verde, en la que se produjera en países con mucho sol y viento, y se enviara a otros países… entonces podría tener un efecto muy estimulante para la economía mundial”.

El hidrógeno verde se extrae del agua mediante electrólisis alimentada por energías renovables. Este tipo de producción de hidrógeno es más limpio que la extracción a partir de carbón o gas natural.

La región china de Mongolia Interior ha aprobado un gran proyecto energético que utilizará energía solar y eólica para producir hidrógeno verde. La Administración de Energía de Mongolia Interior ha dado el visto bueno a un conjunto de plantas en las ciudades de Ordos y Baotou que utilizarán 1,85 gigavatios de energía solar y 370 megavatios de energía eólica para producir 66.900 toneladas de hidrógeno verde al año, según informó la Asociación de Promoción de la Industria del Hidrógeno.

Además, la mayor empresa europea de servicios públicos, Enel (ENEI.MI), está estudiando la posibilidad de desarrollar un proyecto de hidrógeno verde en Rusia como parte de sus planes para ampliar su negocio de energías renovables en el país, según el director de Enel para Europa, Simone Mori.

Rusia, rica en petróleo y gas, pretende tener una cuota de hasta el 20% del mercado mundial del hidrógeno.

Alemania también se salió con la suya con el Nord Stream 2, contra el que Estados Unidos se movilizó fuertemente, que se espera que transporte de Rusia a Alemania el doble de capacidad que el Nord Stream original, un total de 110.000 millones de m^3, combustible que Alemania necesita desesperadamente para mantener el sustento y la economía de su pueblo.

Sin embargo, la tensa relación de Alemania con la potencia angloamericana no es nada nuevo.

El 14 de enero de 1963, el presidente de Francia, De Gaulle, declaró en una conferencia de prensa que había vetado la entrada de Gran Bretaña en el Mercado Común. Este sería el primer paso para que Francia y Alemania Occidental formaran el Sistema Monetario Europeo (SME), que excluía a Gran Bretaña.

El 22 de enero de 1963, el canciller de Alemania Occidental, Konrad Adenauer, firmó el Tratado franco-alemán (también conocido como Tratado del Elíseo), que tuvo enormes repercusiones. Las relaciones franco-alemanas, que durante mucho tiempo habían estado dominadas por siglos de rivalidad, habían acordado ahora que sus destinos estaban alineados en su oposición al Imperio Anglo-Americano. (Esta estrecha relación se prolongó hasta un punto culminante a finales de los años 70, con la formación del SME, y la disposición de Francia y Alemania Occidental en 1977 a trabajar con los países de la OPEP que intercambiaban petróleo por tecnología nuclear, siendo Irán un actor central, lo que fue saboteado por la alianza entre Estados Unidos y Gran Bretaña).

En aquel momento, Alemania Occidental y Francia comprendieron que las insistentes exigencias de la Administración Carter de que Europa Occidental y Japón invocaran sanciones económicas contra Irán era como pedirles que se cortaran el cuello. Sin embargo, las crecientes tensiones políticas lograron romper las alianzas económicas y comenzó la lenta sangría de Europa. Para más información sobre este tema, consulte mi artículo.

El Tratado del Elíseo fue una clara denuncia de la supervisión anglo-estadounidense que se había apoderado de Europa Occidental desde el final de la Segunda Guerra Mundial.

A medida que Alemania se acerca cada vez más al multipolarismo ruso-chino, ¿logrará evitar el último apretón del imperio angloamericano?

 

Réquiem por un imperio y precuela a la Gran Eurasia (el eje Rusia-China-Alemania-Irán)

 

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

Fuente:

Cynthia Chung, en Strategic Culture Foundation: Will Germany Succeed in Detaching Itself From the Death Grip of the Anglo-American Empire?

Te puede interesar

Contenidos

Por Eric Zuesse China ha anunciado ahora públicamente que, a menos que el Gobierno de Estados Unidos retire sin demora de la provincia china...

Contenidos

La cumbre del 20º aniversario de la Organización de Cooperación de Shanghai anunció el inicio de un nuevo orden geopolítico y geoeconómico. Glenn Diesen,...

Ciencia y Tecnología

¿Cómo fue que Estados Unidos, la tierra de la libertad, renunció voluntariamente a sus instituciones democráticas en favor de un nuevo sistema de gobierno...

Actores

“La extrema derecha ha estereotipado a los judíos y protestantes como los primeros grandes banqueros de la usura en la historia moderna. Son tonterías....

Publicidad que es odysee

Archivos

Redes Sociales

Publicidad siguenos en telegram
Publicidad Ledger Live Coinify

Pensar con el corazón

Interactuamos solo con energía e información. Es por ello que, solo con la energía de tu intención, puedes manifestar una realidad que te haga sentir bien aún en medio de este caos sin precedentes en toda la historia humana. Solo tienes que saber cómo funciona la energía de tu corazón y de la conciencia. En este libro lo encontrarás fácilmente explicado con fundamentos científicos.

Pensar con el Corazon