Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Contenidos

¿Quiere la City de Londres llevar a la bancarrota al gobierno de Estados Unidos?

Las bancarrotas inducidas deliberadamente han sido el pan de cada día de Londres últimamente: contra Rusia, Argentina, Bangladesh. Y, por supuesto, las sanciones y la política energética diseñadas por Londres han acabado con Europa. ¿Le toca el turno a Estados Unidos, a una escala diferente de la que ha tenido hasta ahora, para asegurarse de que Washington no rompe filas con Londres? ¿Planea Londres inducir un impago real de Estados Unidos en sus bonos del Tesoro, ya sea por un periodo de tiempo más corto o más largo?

 

Por EIRNS

¿Cuál es el plan de Londres en torno a la crisis presupuestaria de Estados Unidos? ¿Estamos presenciando simplemente el circo y el teatro habituales (tanto en el bando republicano como en el demócrata) como parte del proceso de negociación? ¿O está planeando Londres ir un paso más allá esta vez e inducir realmente un impago real de Estados Unidos en sus bonos del Tesoro, ya sea por un periodo de tiempo más corto o más largo?

Las bancarrotas inducidas deliberadamente han sido el pan de cada día de Londres últimamente: contra Rusia, Argentina, Bangladesh. Y, por supuesto, las sanciones y la política energética diseñadas por Londres han acabado con Europa. ¿Le toca el turno a Estados Unidos, a una escala diferente de la que ha tenido hasta ahora, para asegurarse de que Washington no rompe filas con Londres?

Un importante artículo del semanario vocero de la City de Londres, The Economist, da que pensar. El artículo se titula “What Happens if America Defaults on Its Debt? An Unimaginable Eventuality Becomes All Too Imaginable” (¿Qué pasa si Estados Unidos incumple el pago de su deuda? Una eventualidad inimaginable se convierte en demasiado imaginable), y plantea una serie de escenarios detallados.

“El Congreso podría llevar al país a su primer impago soberano de la historia moderna. Un derrumbe de los mercados de valores, un aumento del desempleo, el pánico en toda la economía mundial, todo está dentro del ámbito de lo posible. El camino hacia el impago está claro”.

“El impago podría ser de dos tipos: una crisis breve o una crisis más larga. Aunque las consecuencias de ambas serían nefastas, la segunda sería mucho peor. En cualquier caso, la Reserva Federal tendría un papel decisivo que desempeñar en la contención de las consecuencias; este papel decisivo sería, sin embargo, de limitación de daños”, agrega el artículo.

Todos los mercados del mundo se verían afectados, señalan, ya que los bonos del Tesoro se utilizan como garantía para casi todo. Una opción para la Reserva Federal sería el incumplimiento en el pago de los bonos del Tesoro que venzan, obligando a los acreedores a refinanciarlos con pagarés a más largo plazo, pero eso crearía un mercado de dos niveles y un caos.

“Sin embargo, es fácil imaginar que este tipo de sistema fraudulento acabe por desmoronarse. Como mínimo, los inversores exigirían intereses más altos para compensar el riesgo, lo que llevaría a un endurecimiento de las condiciones crediticias en todos los mercados mundiales…

“Cómo quiera que sea, Estados Unidos ya estaría inmerso en una austeridad fiscal extrema. El gobierno no podría pedir más dinero prestado, lo que significaría que tendría que recortar el gasto por la diferencia entre los ingresos fiscales actuales y los gastos, una reducción de la noche a la mañana de aproximadamente el 25%, según los analistas de la Institución Brookings, un grupo de peritos”.

“El Consejo de Asesores Económicos, un organismo de la Casa Blanca, calcula que en los primeros meses de un incumplimiento, el mercado bursátil caería un 45%. Moody’s calcula que caería en torno a un 20% y que el desempleo se dispararía cinco puntos porcentuales, lo que supondría que unos 8 millones de estadounidenses perderían su trabajo… Una avalancha de rebajas de la calificación crediticia se sumaría a estos problemas”.

Según reseñas de prensa, Jamie Dimon, presidente ejecutivo de JPMorgan Chase, el mayor banco de Estados Unidos, convocó recientemente una “sala de guerra” para analizar la posibilidad de un incumplimiento de pagos y advirtió que generaría un pánico en los mercados.

 

A los centros de pensamiento de la City de Londres les preocupa que el Sur Global no se someta a su orden global unipolar

 

Fuente:

EIRNS: ¿Quiere la City de Londres llevar a la bancarrota al gobierno de Estados Unidos? 25 de mayo de 2023.

Ciencia y Tecnología

Por Malek Dudakov El ya bautizado “CrowdStroke”, una falla global en CrowdStrike el sistema de seguridad de Microsoft 365 y Azure provocó una ola...

Contenidos

Por Mente Alternativa La agencia de noticias Andalou cita un informe del Senado de los Estados Unidos según el cual el Servicio Secreto de...

Contenidos

Por Mente Alternativa Los acontecimientos de la última semana y media no han retrasado la gran guerra europea; al contrario, la han acercado, considera...

Contenidos

Por Dennis Small Los principales medios de comunicación británicos que reflejan la perspectiva política de la City de Londres y los oligarcas financieros afines...

Archivos

Publicidad siguenos en telegram