Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Contenidos

La nueva estrategia de inteligencia estadounidense para los próximos cuatro años

El 10 de agosto, Avril D. Haines, la directora de inteligencia nacional, presentó la Estrategia de Inteligencia Nacional (NIS) de 2023, delineando la hoja de ruta de la Comunidad de Inteligencia para los próximos cuatro años. La estrategia busca fortalecer la ventaja tecnológica, las asociaciones y la diversidad de la fuerza laboral, además de destacar el papel en la resiliencia de la infraestructura crítica y el apoyo a aliados. Sin embargo, como advierte Leonid Savin en este artículo, la NIS suscita cuestionamientos en torno a la apropiación de información de otros países y a las intenciones de los competidores. Los seis objetivos abordan desafíos contemporáneos como la rivalidad con China y Rusia, la relevancia de nuevas tecnologías y gobernanza económica, así como amenazas subnacionales y globales. Aunque presenta estrategias conocidas, plantea dudas sobre la eficacia y la respuesta de la administración entrante en 2024.

 

 

Por Leonid Savin

El 10 de agosto, la directora de inteligencia nacional, Avril D. Haines, publicó la Estrategia de inteligencia nacional (NIS) de 2023, que describe la estrategia de inteligencia para los próximos cuatro años.

El comunicado de prensa establece que “La Estrategia Nacional de Inteligencia articula lo que la Comunidad de Inteligencia necesitará cultivar para ser efectiva en el futuro: una ventaja tecnológica y de información, una amplia gama de asociaciones y una fuerza laboral talentosa y diversa a medida que perseguimos nuestra visión de un CI que encarna los valores de Estados Unidos…. También destaca el papel cada vez mayor del IC en el apoyo a la resiliencia de nuestra infraestructura crítica nacional y la de nuestros aliados y socios”.

En otras palabras, la infraestructura de los EE.UU. se basa en información comercial robada de otros países y proporcionada a contratistas locales por las agencias de inteligencia de los EE.UU., no por los ingenieros y la industria estadounidenses. Esto encarna los valores de Estados Unidos, que incluye tomar la propiedad intelectual de otras personas, entre otras cosas. Este es un concepto bien conocido desde la independencia de las colonias inglesas del Imperio Británico, que continuó expandiéndose por América del Norte y más allá.

Los seis objetivos descritos en NIS abarcan aspectos esenciales del entorno actual: el papel clave de la competencia entre Estados Unidos y China + Rusia; la creciente importancia de las nuevas tecnologías, las cadenas de suministro y la gobernanza económica estatal para la seguridad nacional; la creciente influencia de actores subnacionales y no estatales; y los desafíos que plantea la convergencia de amenazas globales comunes como el cambio climático y la seguridad sanitaria.

Esencial para la inteligencia de EE.UU., NIS refleja el aporte de los 18 líderes de división a medida que impulsa las operaciones, inversiones y prioridades del equipo.

En cuanto a los objetivos en sí, son los siguientes:

– Posicionamiento de inteligencia para mejorar la competencia estratégica al mejorar la “capacidad de proporcionar información oportuna y precisa sobre las intenciones, capacidades y acciones de los competidores al fortalecer las capacidades en el idioma, la experiencia técnica y cultural y aprovechar el código abierto, “big data”, inteligencia artificial y analítica avanzada”. Esta dirección está en línea con las tendencias en tecnología e inteligencia de los últimos 10 años. Sin embargo, era importante mencionar las intenciones de los competidores.

– Reclutar, desarrollar y retener una fuerza laboral talentosa y diversa (aparentemente refiriéndose a individuos con comportamiento desviado, para quienes hay una cuota en las agencias de los EE. UU.) que opere como una comunidad unida. “La comunidad debe superar desafíos culturales, estructurales, burocráticos, técnicos y de seguridad de larga data para volver a imaginar y brindar la fuerza laboral de CI del futuro”. Parece haber una cierta inconsistencia aquí con los valores designados de Estados Unidos. ¿Podrían los problemas anteriores ser superficiales? Teniendo en cuenta el declive general de las agencias de seguridad en los EE. UU., las revelaciones hechas por expertos como Edward Snowden y el deterioro de la cultura política estadounidense, parece que estos problemas son sistémicos y es poco probable que la inteligencia los aborde.

– Ofrecer soluciones interoperables e innovadoras a escala: para hacer esto, dice la estrategia, la comunidad de inteligencia debe establecer “autoridades unificadas de adquisición de IC, sistemas de solicitud centralizados y un sistema de contratación en toda la comunidad, todo reforzado por herramientas de automatización. Un enfoque centrado en los datos de toda la comunidad basado en estándares comunes es crucial para hacer realidad la promesa completa de nuevas capacidades”. Si bien parece algo sensato, no se han implementado propuestas similares en los EE. UU. durante años. Por lo tanto, no está claro cómo se logrará esto.

– Diversificar, ampliar y fortalecer las asociaciones: “Incluso mientras continuamos invirtiendo en asociaciones existentes como las de nuestros socios Five-Eyes y forjamos otras nuevas, el conjunto de desafíos en evolución, desde los ataques cibernéticos y el cambio climático hasta las pandemias y la influencia maligna extranjera, también requieren invertir en alianzas nuevas y más diversas, especialmente con actores no estatales y subnacionales. Desde empresas hasta ciudades y organizaciones de la sociedad civil, las ideas, innovaciones, recursos y acciones de estos actores moldean cada vez más nuestro futuro social, tecnológico y económico”. Esta tendencia podría conducir a un síntoma peligroso de una mayor militarización no solo entre la población civil, sino también entre otros estados.

– Ampliar las capacidades y la experiencia de IC en desafíos transnacionales: Dichos desafíos, explica NIS, incluyen “crisis más frecuentes e intensas debido a los efectos del cambio climático, tráfico de narcóticos, crisis financieras, interrupciones en la cadena de suministro, corrupción, enfermedades nuevas y recurrentes y emergencias”. y tecnologías disruptivas”, que a su vez socavan la seguridad. Las crisis también incluyen disturbios civiles y migración. Además, esta disposición no es novedosa. Declaraciones como esta han estado en todas las estrategias durante 20 años.

– Mejorar la resiliencia: aumentar la participación del IC en la protección de la infraestructura crítica para proporcionar alertas tempranas, lo que puede conducir a una recuperación y respuesta más confiables. Además, es esencial ampliar su función para “comprender las amenazas y vulnerabilidades de las cadenas de suministro y ayudar a mitigar las amenazas a la infraestructura de los socios gubernamentales y de la industria”.

Del mismo modo, esta declaración retórica es bastante antigua. La única diferencia es que hay más problemas para Estados Unidos porque las cadenas de suministro han cambiado. Esto indica que los líderes del país ignoraron las advertencias anteriores. También es improbable que la administración de la Casa Blanca, incluido el nuevo turno en 2024, ejerza más prudencia que sus predecesores.

 

En la televisión rusa, el historiador Matthew Ehret explica cómo opera la mano británica que controla la red internacional de espionaje de los Cinco Ojos

 

 

Fuente:

Leonid Savin, en Oriental Review: New Strategy For The US Intelligence. 16 de agosto de 2023.

Contenidos

Por el Instituto Schiller Durante la noche del miércoles y la mañana del jueves [22 y 23 de mayo], aviones no tripulados ucranianos atacaron...

Contenidos

Por Mente Alternativa La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, Maria Zakharova, advirtió que Moscú atacará objetivos británicos si Ucrania utiliza armas...

Ciencia y Tecnología

Por Mente Alternativa Un informe de 66 páginas escrito y publicado en 1997 en la Revista Fidelio por el editor de la Revista Executive...

Contenidos

Por Bill Jones China ha reaccionado enérgicamente al discurso inaugural del 20 de mayo del nuevo presidente de Taiwán, Lai Ching-te, ya que indicaba...

Archivos

Publicidad siguenos en telegram