Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Ciencia y Tecnología

¿Por qué el director del NIAID estadounidense ahora cree que el Covid-19 podría haber sido creado en laboratorio?

anthony fauci

 

Por Mente Alternativa

Conforme se debilita cada vez más la versión oficial de la crisis del Covid-19 que hasta el momento Estados Unidos y el eje transatlántico han defendido a capa y espada, el contradictorio agente jesuita y director del Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas de lo Estados Unidos, Dr. Anthony Fauci, de pronto ha cambiado de opinión y ahora dice que “no está convencido de que el Covid-19 tenga un origen natural”. [1]

 

¿Pekín, los Cinco Ojos o algo más? ¿Quién es responsable de la pandemia de COVID?

 

Llama la atención que en la última semana se ha visto a muchos panfletos de oposición controlada impulsar sutilmente o hasta con agresividad la teoría de que el Covid-19 “fue creado por China para atacar al pueblo chino y al mundo”, lo cual se escucha como una sátira a oídos de quien entiende por qué Occidente también culpó en su momento al presidente sirio Assad de “usar armas biológicas contra el pueblo sirio” justo cuando los terroristas islámicos financiados por Londres y Wall Street sufrían derrotas inminentes por parte de los ejércitos sirio y ruso.

 

Productor de BBC acepta que video de ataque de gas en Siria fue un montaje, Rusia pide enjuiciar a Cascos Blancos

 

Según revelan documentos publicados por la periodista de investigación Dilyana Gaytandzhieva [2], uno de los muchos laboratorios secretos del Pentágono que están dispersos por todo el mundo estudió agentes de bioterrorismo durante una década, en Kazajistán, con financiamiento del Ministerio de Defensa del Reino Unido, la Agencia de Reducción de Amenazas de Defensa de EE.UU. y el Departamento de Estado de EE.UU.:

“Los bioagentes estudiados tienen el potencial de ser diseñados para la difusión masiva de aerosoles y usarse como armas biológicas. Uno de los proyectos se dedicó al estudio de los coronavirus en los murciélagos de tres cuevas en Kazajistán, de 2015 a 2018. Sin embargo, la peste es uno de los proyectos prioritarios del Pentágono en Kazajistán, así como el ántrax y la tularemia. Esta ‘silenciosa’ operación militar estadounidense en Kazajistán marcó el comienzo de un programa de investigación biológica de una década sobre enfermedades mortales cerca de las fronteras de los principales rivales de Estados Unidos: Irán, Rusia y China. Estas instalaciones estadounidenses en Kazajistán son solo dos de los muchos biolaboratorios del Pentágono en 25 países de todo el mundo.”

 

Biolaboratorios del Pentágono en Kazajistán estudiaron coronavirus y agentes de bioterrorismo por una década

La oposición controlada nunca hablará de esto, ni tampoco del Instituto Pirbright ni de los elegantes y bien ubicados laboratorios ubicados en Woking, Surrey, Inglaterra, a las afueras del cinturón exterior M25 de Londres, donde “se creó el Covid”, según una extensa investigación llevada a cabo por Americans for Innovation.

 

Los vínculos entre el coronavirus, la Pilgrims Society y el Instituto Pirbright de la corona británica

 

Por todo esto, no sería tan descabellado plantear la hipótesis de que el Dr. Fauci ha recibido instrucciones de la inteligencia jesuita para iniciar la siguiente fase de la operación de bandera falsa Covid-19, cuya narrativa pronto podría enfocarse en culpar a China de la creación del virus. ¿Con qué objetivo? Para frenar el asenso de China y escalar las tensiones con el proyecto asiático, que no comulga con el decadente modelo liberal financista occidental unipolar.

La historia a veces enseña por identidad, pero sobre todo por analogía. Hay que recordar que Maquiavelo, el consejero de la Familia Medici de la nobleza negra veneciana del medioevo —que hoy sigue operando a través de sus epicentros en la Ciudad de Londres, Suiza, el Vaticano y Washington DC—, escribió lo siguiente en su obra El Príncipe:

“Cuando tengan un problema interno, busquen una conflagración en el exterior.”

Así, mientras Estados Unidos se desquebraja en una crisis sistémica y existencial interna, la estrategia a seguir bajo la lógica maquiavélica es la de buscar un conflicto externo, por ejemplo, con China, que además de servirle para lubricar el negocio de la guerra y distraer a la gente del verdadero problema, dirige la mirilla hacia una potencia que pone en peligro la hegemonía de la nobleza negra anglo-veneciana y sus testaferros estadounidenses, que constituyen el epicentro del poder imperial occidental.

 

¿De qué sirvió que 4 centros de pensamiento de la élite occidental predijeran y hasta simularan la pandemia?

 

No hay que olvidar que, en diciembre de 2020, mientras Donald Trump abandonaba su lucha descafeinada y más bien retórica contra el Estado Profundo estadounidense, el Papa Francisco (representante de los jesuitas) se reunió con representantes de la Fundación Rockefeller y una miembro de la Familia Rothschild en el Vaticano. En esa reunión, los tres proyectos globales occidentales —talmudista, cabalista y jesuita— refrendaron su alianza para impulsar el Gran Reseteo promovido por el Foro Económico Mundial, que implica la desindustrialización y la reducción de la población mundial de cara a una nueva era de feudalismo high-tech que sería controlada por una dictadura de la banca centralizada bajo un modelo unipolar.

China y Rusia no son perfectos, pero por el momento defienden el orden de estados y naciones soberanos y se oponen al modelo unipolar y a la desindustrialización del planeta que impulsa el nuevo imperio anglo-veneciano.

En el libro “Covid-19: El gran reseteo” [3], dos dirigentes del Foro Económico Mundial ya advirtieron lo que le espera a las naciones que se opongan a la agenda del Gran Reseteo, planteando dos posibles escenarios:

1. Se instaura el “Gran reseteo” (léase como el Nuevo Orden Mundial) con la aceptación por parte de las naciones de los objetivos que impulsan los planificadores mundiales (léase como la nobleza negra y los oligarcas de Silicon Valley); o

2. Se impondrá el reseteo de una forma aún más perturbadora y perjudicial, mediante “choques violentos como conflictos e incluso revoluciones” en los países que no aborden los “males profundamente arraigados de las economías y las sociedades” (léase como a través de guerras proxy, híbridas o directas contra las naciones soberanas que se opongan a la iniciativa del imperio angloamericano).

Para el tridente occidental, la mecánica para imponer su Gran Reseteo de bandera falsa para el que la crisis del Covid-19 fue una “oportunidad de oro” (según el propio Príncipe Carlos de Gales), ahora vuelve a ser la misma que usaron para imponer al mundo su guerra contra el terrorismo (financiado por ellos mismos) tras los auto-atentados del 11 de septiembre de 2001, tónica que se resumió en palabras de George W. Bush bajo el lema de: “Están con nosotros o están en nuestra contra.”

Por si esto no fuera suficiente, en un artículo paralelo a la publicación del libro “Covid-19: El gran reseteo”, los autores afirman que “no sólo muchas cosas cambiarán para siempre”, sino que “lo peor de la pandemia está por venir”, o mejor dicho…lo mejor del plan.

 

Notas

[1] PolitiFact’s: Dr Fauci changes his mind more than his underwear as he admits he now believes Covid-19 was created in Lab; entrevista con Katie Sanders, citada en The Daily Expose.

[2] Dilyana Gaytandzhieva: Pentagon Unit A1266 studies bioterrorism agents in Kazakhstan; en Arms Watch.

[3] Steven Guinness; Thoughts on Covid-19: The Great Reset, by Klaus Schwab and Thierry Malleret.

 

Hoja de ruta de la agenda del ‘Gran Reseteo’, desde su concepción hasta el Evento 201 y la pandemia de 2020

Ciencia y Tecnología

Masanori Fukushima, profesor emérito de la Universidad de Kioto, ha descrito así el programa de vacunación masiva contra el Covid: “Me atrevo a decir...

Ciencia y Tecnología

Por Mente Alternativa La vacuna contra el Covid de Oxford-AstraZeneca está siendo retirada a nivel mundial, meses después de que el gigante farmacéutico admitiera...

Ciencia y Tecnología

Por Mente Alternativa La Comisión Europea ha accedido a la solicitud de AstraZeneca para retirar la autorización de comercialización de su vacuna COVID-19, “Vaxzevria”,...

Ciencia y Tecnología

Por Mente Alternativa Aproximadamente cuatro quintas partes de los estadounidenses tienen una opinión desfavorable de China y un número cada vez mayor la considera...

Archivos

Publicidad siguenos en telegram