Nuevo estudio científico: ‘Torre WTC 7 no fue derribada por el fuego el 11 de septiembre de 2001’

La organización Arquitectos & Ingenieros por la verdad acerca del 11-S, en asociación con la Universidad de Alaska Fairbanks, publicó la semana pasada un estudio de cuatro años de duración sobre la Torre 7 del World Trade Center que concluyó que no hay forma de que los incendios de la oficina lo hayan hecho colapsar a velocidad de caída libre.

 

El 11 de septiembre de 2001, a las 5:20 p.m., el Edificio 7 del World Trade Center se derrumbó repentinamente, colapsando a una velocidad de caída libre durante 2.5 segundos de su destrucción completa de siete segundos. WTC 7 no fue golpeado por un avión. Después de que colapsó, a los estadounidenses se les dijo que los incendios en las oficinas causaron una falla arquitectónica única, nunca antes vista, que llevó al edificio a colapsar en su propia huella a la velocidad de la gravedad.

“A pesar de los llamamientos para que se preservara la evidencia, los funcionarios de la ciudad de Nueva York removieron y destruyeron los escombros del edificio en las siguientes semanas y meses, evitando que se llevara a cabo una investigación forense adecuada. Siete años después, los investigadores federales concluyeron que el WTC 7 fue el primer edificio de gran altura con estructura de acero que colapsó únicamente como resultado de incendios normales en oficinas.”

 

Naturalmente, los escépticos han estado cuestionando la historia oficial durante algún tiempo y después de pasar del ámbito de la teoría de la conspiración al ámbito de la ciencia, un extenso estudio universitario ha encontrado que la historia oficial del incendio que causa el colapso simplemente no es verdad.

La semana pasada, Arquitectos & Ingenieros por la verdad acerca del 11-S anunció su asociación con la Universidad de Alaska Fairbanks (UAF) para publicar un borrador del informe de un estudio exhaustivo de cuatro años sobre lo que realmente derribó la Torre 7 del WTC. Según el comunicado de prensa, en el primer borrador del informe se ha invitado al público a enviar sus comentarios durante un período de dos meses a partir de su publicación. El informe final se publicará más adelante este año.

Según los autores del estudio:

“El equipo de investigación de la UAF utilizó tres enfoques para examinar la respuesta estructural del WTC 7 a las condiciones que pudieron haber ocurrido el 11 de septiembre de 2001. Primero, simulamos la respuesta estructural local a la carga de incendios que pudo haber ocurrido debajo del piso 13, donde se informa que la mayoría de los incendios en WTC 7 ocurrieron. En segundo lugar, complementamos nuestra propio simulación mediante el examen de la hipótesis de inicio del colapso desarrollada por el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología (NIST). En tercer lugar, simulamos una serie de escenarios dentro del sistema estructural general para determinar qué tipos de fallas locales y sus ubicaciones pueden haber causado el colapso total como se observó.”

 

Después de llevar a cabo un modelo integral y estudiar innumerables escenarios, los autores del estudio, Dr. J. Leroy Hulsey, (PE, SE, UAF), Dr. Zhili Quan (Ingeniero de puentes del Departamento de Transporte de Carolina del Sur), y Dr. Feng Xiao (Profesor asociado del Departamento de Ingeniería Civil de la Universidad de Ciencia y Tecnología de Nanjing), concluyeron lo siguiente:

“El incendio no causó el colapso del WTC 7 el 11 de septiembre, en contra de las conclusiones del NIST y las empresas de ingeniería privadas que estudiaron el colapso. La conclusión secundaria de nuestro estudio es que el colapso de la Torre 7 del WTC fue una falla global que involucró la falla casi simultánea de cada columna en el edificio.”

 

Los resultados de este estudio no pueden ser descartados. Destruye completamente la narrativa que ha sido impulsada por las gargantas de los estadounidenses durante casi dos décadas. Además, este estudio respalda a miles de otros investigadores, científicos e ingenieros que lo han estado señalando durante años.

Según Arquitectos & Ingenieros por la verdad acerca del 11-S h, el documento de 33 páginas contiene 15 categorías diferentes de personas que pueden tener material informativo para la investigación, incluidos los contratistas y las empresas de seguridad que tuvieron acceso a las torres del WTC antes del 11 de septiembre, personas y entidades que se beneficiaron financieramente de las demoliciones del WTC y personas arrestadas después de ser observadas celebrando los ataques del WTC.

 

Información Prohibida: La participación judía e israelí en los ataques del 11 de septiembre de 2001

 

Fuentes:

Architects & Engineers for 9/11 Truth — A Structural Reevaluation of the Collapse of World Trade Center 7 (UAF World Trade Center 7 Draft Report).

The Free Thought Project — Major University Study Finds “Fire Did Not Bring Down Tower 7 On 9/11”.

Necesitamos tu ayuda...
La censura de las agencias de publicidad y las redes sociales sigue recortando nuestros ingresos. Esto nos está haciendo difícil continuar. Por favor considera hacer una donación. Para donar has click aquí.

logo donacion