Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Ciencia y Tecnología

¿La gran inventiva china es producto de su sistema político comunista?

Necesitamos tu ayuda...
La censura y desmonetización contra medios independientes nos afecta mucho. Si te parece útil el contenido que publicamos por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica. No te pierdas ninguna actualización, síguenos en Telegram.



Sólo una mentalidad reduccionista se atrevería a afirmar que el auge chino es una vindicación de su sistema político comunista, pues la inconmensurable inventiva china proviene del siglo XI, con un sistema político diferente en ese entonces, cuando pudo haber conquistado al mundo y no quiso, teniendo la pólvora y la brújula en sus manos.

 

Por Alfredo Julie-Rahme

Matthew Slaughter (MS, FT, 14/12/20), decano de Tuck School of Business en Dartmouth College, se acongoja de que el mismo día que un cohete chino recogía rocas lunares, colapsaba un importante radio telescopio de EU.

MS se refería al robot de exploración Chang’e 5 que durante dos días recolectó rocas lunares antes de plantar la bandera china, mientras que colapsaba el radiotelescopio Arecibo de EU, uno de los radares más potentes del planeta, en Puerto Rico.

Dejo de lado la hazaña científica de la supercomputadora cuántica que le procura a China la supremacía cuántica por encima de Sycamore de Google.

Stephen Chen (SC), del portal SCMP, con sede en Hong Kong y propiedad de Alibaba, exulta que la misión Chang’e 5 le “otorga a China un récord sin igual en alunizajes”. De tres intentos, China –que prácticamente no ha librado guerras– lleva tres éxitos en sus alunizajes, a diferencia de India, Japón e Israel, quienes, pese a su notable know-how, no han podido concretar su experimento lunar.

SC aduce que el programa espacial de China es una vindicación de su sistema político (sic), así como una demostración de su progreso tecnológico. Esto es muy debatible, ya que la inconmensurable inventiva china proviene desde el siglo XI, con un sistema político diferente en ese entonces, cuando pudo haber conquistado al mundo y no quiso, teniendo la pólvora y la brújula en sus manos.

Más bien, yo propondría que aquel sistema político –que impulsa su I&D y procura su ambientación tecnológica dentro de su sistema educativo– es lo que en última instancia propulsa a los países a pasos agigantados. ¡Es todo un tema para el debate!

Más allá de los sistemas político y educativo, otra consideración trascendental radica en el gasto militar de las naciones en proporción a su PIB.

De tanto librar guerras en el mundo para controlar hidrocarburos y materias primas de los países valetudinarios, EU ha sido superado por China en las hazañas lunares y en otras más.

Pese a la pandemia global del Covid-19, el mandarín Xi Jinping atribuyó la misión lunar perfectamente ejecutada al nuevo (sic) sistema nacional chino, el xinjuguotizhi, que une al gobierno, los negocios, universidades y los institutos de investigación en una colaboración a gran escala, similar al proyecto Manhattan.

También la hazaña de Silicon Valley, que cautivó al ex presidente galo Mitterrand y al ex mandatario soviético Gorbachov, es su triángulo creativo: donde se conjugan universidades/innovación/megabancos.

No me gustaría caer en la falsa dicotomía ultrarreduccionista de la superioridad del sistema comunista chino, hoy en pleno auge y despliegue, frente al momento de decadencia del capitalismo globalista de EU, cuando su mayor inventor Thomas Edison (nacido en 1847 y muerto en 1921) supo conjugar su genialidad con los negocios en el momento del despegue geopolítico de EU. Los inventores tampoco nacen en el vacío y abrevan de los momentos de auge y decadencia de donde son oriundos.

Por esas paradojas lúgubres del destino, es el Pentágono el que lleva la batuta de la I&D que ha colocado a EU en los tres primeros lugares del ranking tecnológico, pero que ha sido despedazado por la rapacidad depredadora de su plutocracia/tecno-bancocracia globalista.

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

El avance magnificente de Rusia (la ex URSS), hoy ya no es comunista, sino más bien estatal y de corte hipermilitar.

Alguien podrá alegar, no sin razón, que la Unión Europea gastó muy poco en su actividad bélica, que no aprovechó para competir de lleno, pese a su óptimo sistema educativo, con los tres máximos polos del planeta.

Yo propondría la armonía de cinco factores que colocan a las naciones en la supremacía tecnológica: 1. La eficiencia de su sistema político, 2. Su cohesión interna: cuando las fuerzas centrípetas superan a las centrífugas, 3. Su sistema educativo que en última instancia beneficie la I&D, 4. La defensa militar equilibrada y proporcional y 5. El estímulo y el respeto a la innovación científica. En síntesis: la hazaña tecnológica es multifactorial.

 

Para entender a la verdadera China hay que desechar la propaganda sinofóbica angloamericana

 

Fuente:

Alfredo Jalife-Rahme / La Jornada — ¿La gran inventiva china es producto de su sistema político comunista?

Te puede interesar

Ciencia y Tecnología

En una exclusiva de Highwire, Deborah Conrad, una asistente médica hospitalaria que se encuentra en la primera línea de la pandemia, revela la total...

Criptopolítica

Las medidas enérgicas de Xi Jinping contra la adicción a los juegos en línea, la feminización de los hombres y el endiosamiento de las...

Contenidos

Por Harley Schlanger El 9 de septiembre, la Casa Blanca informó de que el presidente Joe Biden y el presidente de China, Xi Jinping,...

Contenidos

Por Eric Zuesse China ha anunciado ahora públicamente que, a menos que el Gobierno de Estados Unidos retire sin demora de la provincia china...

Publicidad que es odysee

Archivos

Redes Sociales

Publicidad siguenos en telegram
Publicidad Ledger Live Coinify

Pensar con el corazón

Interactuamos solo con energía e información. Es por ello que, solo con la energía de tu intención, puedes manifestar una realidad que te haga sentir bien aún en medio de este caos sin precedentes en toda la historia humana. Solo tienes que saber cómo funciona la energía de tu corazón y de la conciencia. En este libro lo encontrarás fácilmente explicado con fundamentos científicos.

Pensar con el Corazon