Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Contenidos

Documentos prueban que Bush, Obama y Trump mintieron al enviar tropas a morir sin razón en Afganistán

Necesitamos tu ayuda...
La censura de motores de búsqueda, agencias de publicidad y redes sociales controladas por el establishment está recortando nuestros ingresos. Esto nos está haciendo difícil continuar. Si te parece útil el contenido que publicamos, por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica.



No es ningún secreto que el gobierno de los Estados Unidos ha mentido a sus ciudadanos durante siglos. El idioma oficial del gobierno de los Estados Unidos ha sido la mentira, desde otorgar el poder de acuñar moneda fiat a la Reserva Federal privada hasta la guerra contra el terrorismo —y sus guerras derivadas— que son operadas remotamente por el Imperio Británico y el Vaticano. Una de estas mentiras fue revelada el lunes en una serie de documentos obtenidos por The Washington Post que prueban una gran conspiración de funcionarios del gobierno de los Estados Unidos para engañar al pueblo estadounidense al hacerlos creer que la guerra en Afganistán era ganable. Es decir, todos y cada uno de los insiders en Washington DC sabían que esto era así; sin embargo, respaldaron la mentira, y cuando los soplones, incluidos Bush, Obama y Trump, tomaron los púlpitos, dijeron que retirarían a las tropas, pero cada uno de ellos ha mantenido la presencia de tropas estadounidenses en Afganistán, bien conscientes de que lo único que han logrado es la muerte de sus soldados y de cientos de miles de civiles afganos.

 

https://youtu.be/ckmSawr4h80

 

Después de que secuestradores apoyados por Arabia Saudita atacaran Estados Unidos el 11 de septiembre de 2001, los EE.UU. libraron una guerra implacable, violenta e imposible de ganar en Afganistán. Desde el comienzo de la guerra, los afganos han sido asesinados, el país se ha convertido en un semillero de terroristas, ha aumentado drásticamente la producción de heroína, y se descubrió que EE.UU. ha matado más civiles que terroristas contra los que supuestamente fue a luchar. La hermosa nación se convirtió así en un pozo de escombros tras años de bombardeos y guerra, y el contribuyente de los Estados Unidos lo ha financiado todo.

Durante las últimas décadas, el gobierno de los Estados Unidos ha financiado, apoyado y armado abiertamente varias redes terroristas en todo el mundo para impulsar una agenda de desestabilización y guerra de poder. No es un secreto ni una teoría de la conspiración: Estados Unidos arma a los malos. La situación se ha vuelto tan abiertamente corrupta que el gobierno admitió en mayo que el Pentágono solicitó fondos al Congreso para reembolsar a los terroristas por su transporte y otros gastos.

Desde el comienzo de la violencia, se le ha dicho al pueblo estadounidense que esta guerra en Afganistán, que está matando a mujeres y niños inocentes, es para proteger su “libertad”. En realidad, esta guerra ha hecho que los estadounidenses sean menos libres al crear un línea de montaje de terroristas y medidas policiales estatales que aseguran un círculo vicioso de violaciones de derechos y ataques para las generaciones venideras. Todo este derramamiento de sangre, muerte, terrorismo, pérdida de libertad, veteranos sin extremidades, trastorno de estrés postraumático, epidemias de heroína y billones de dólares desperdiciados por los contribuyentes han sido producto de políticos que te han mentido.

“Toda la información” sobre los esfuerzos estadounidenses “fueron alterados para presentar la mejor imagen posible”, según Bob Crowley, coronel del ejército y ex asesor principal de contrainsurgencia del comando militar en Afganistán, como se cita en los documentos. “Las encuestas, por ejemplo, eran poco confiables pero reforzaban la narrativa de que todo lo que estábamos haciendo era correcto”.

“No sabíamos lo que estábamos haciendo. No teníamos la menor idea de lo que estábamos emprendiendo”, confesó Douglas Lute, zar de la guerra afgano bajo Bush II y Obama, en 2015. Jeffrey Eggers, un ex SEAL de la Marina y miembro del personal de las administraciones Bush II y Obama— se pregunta: “¿Qué obtuvimos a cambio de este esfuerzo de $ 1 billón de dólares?”

La respuesta a esa pregunta es nada, o más exactamente, muerte, sufrimiento y terror.

Si bien The Washington Post ha sido menos que ético en lo que respecta a sus fuentes, estos documentos que muestran la gran conspiración de mentiras tejidas por cada mentiroso belicista en Washington DC desde Bush II, fue el resultado de una batalla de tres años y múltiples solicitudes de la Ley de Libertad de Información.

Una de las admisiones más condenatorias en el informe fue de Michael Flynn, el director de inteligencia de la Fuerza Internacional de Asistencia para la Seguridad (ISAF) en Afganistán desde junio de 2009 hasta octubre de 2010, quien luego se desempeñó brevemente como asesor de seguridad nacional de Donald Trump antes de abandonar el puesto en desgracia.

“Por un tiempo [los éxitos operativos diarios] me hacían sentir bien, pero después de 2006, eso se volvió irrelevante para mí, pues estábamos matando a mucha gente y nada estaba cambiando en absoluto”, dijo Flynn a sus interrogadores.

“Los comandantes y los formuladores de políticas, en el espectro de las noticias, siempre quieren dar buenas noticias. Los comandantes operativos, los encargados de formular políticas del departamento de estado y los encargados de formular políticas del Departamento de Defensa son intrínsecamente optimistas en sus evaluaciones. Y no aceptan la inteligencia contundente”.

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

Flynn señaló que el problema no se trataba de solo unos cuantos elementos clave que se dedicaban a mentir a sus gobernantes en Washington D.C., sino que las mentiras eran generalizadas, literalmente para todos.

“[Esto era cierto para cada] comandante. Todos dijeron que, cuando se fueron, cumplieron [la] misión. Todos los comandantes. Ningún comandante se irá de Afganistán o Iraq o de cualquier lugar diciendo: “¿Sabes qué? No cumplimos nuestra misión”.

“Entonces, los siguientes en llegar, al encontrar todo arruinado… hicieron su análisis de misión una vez que están en el campo, y al volver dijeron: “Hombre, esto es realmente malo”.

“Desde los embajadores hasta el nivel más bajo [todos dicen] ‘estamos haciendo un gran trabajo’. ¿Eso es verdad? Entonces, si estamos haciendo un gran trabajo, ¿por qué parece que estamos perdiendo? Hay corrupción en los informes y no solo corrupción en el robo que ocurrió… Eso también incluye al departamento de estado. No hay forma de que a lo largo de los años, incluyendo este año [2015], podamos decir que las cosas han sido maravillosas”.

Cuando los soplones, incluidos Bush, Obama y Trump, tomaron los púlpitos, nos dijeron que retirarían a las tropas, pero todos ellos han mantenido una presencia, sabiendo perfectamente que lo único que estaban logrando era la muerte.

 

 

Debido a que los políticos estaban empeñados en tejer esta red de mentiras, miles de soldados estadounidenses perdieron la vida. Decenas de miles de soldados han sido mutilados, discapacitados y permanentemente desfigurados, y cientos de miles de hombres, mujeres y niños afganos inocentes asesinados, ¿para qué?

Trágicamente, esta guerra perpetua aparentemente se ha arraigado tanto en la sociedad estadounidense que nadie presta atención a la matanza total de la inocencia, mucho menos al hecho de que todos los presidentes los han engañado desde su inicio.

Finalmente tenemos una pistola humeante que muestra que no había absolutamente ninguna manera de “ganar” una guerra en Afganistán. Estos belicistas lo supieron por décadas. Todos nos mintieron y continuaron matando tropas y civiles, y a nadie le importa. Esta noticia, que a los estadounidenses se les ha mentido durante casi dos décadas, que costó billones de dólares, mató a cientos de miles y arruinó innumerables vidas, debería haber estado en la primera plana de todos los periódicos del país. En cambio, después de la publicación de esta noticia, el interés en Afganistán en realidad se redujo al mínimo de los últimos doce meses.

Alternativamente, después de que se demostrara que los belicistas en Washington DC nos han estado mintiendo durante décadas en una guerra con fines de lucro, la portada de la mayoría de los periódicos es el mentado impeachment contra Trump. A los estadounidenses se les ha lavado tanto el cerebro sobre la división de dos partidos, que están más preocupados por las acusaciones de favores políticos que por una gran conspiración que ha causado un dolor y sufrimiento inconmensurable a escala mundial. Felicidades, Estados Unidos, te has convertido con éxito en una novela de Orwell.

“Las películas, el fútbol, la cerveza y, sobre todo, los juegos de azar llenaron el horizonte de sus mentes. Mantenerlos bajo control no fue difícil…” —George Orwell en 1984.

 

Filtran documentos de cómo EEUU opera contrabando de armas para terroristas en Siria y Yemen

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

 

Fuentes:

Matt Agorist / Activist Post — Docs Prove Bush, Obama, & Trump ALL LIED, Sent Troops to Die in Afghanistan for No Reason.

Detrás de la Razón — Detrás de la Razón: Guerra de película, EEUU ocultó 18 años la verdad.

Te puede interesar

Contenidos

  El nuevo documental de Abby Martin, “La guerra de Afganistán expuesta: una conspiración imperial”, es un material obligado para todos los estadounidenses que...

Contenidos

Rara vez se ha reconocido que el narcotráfico (“legal”) fue iniciado por el Imperio Británico. Y sigue siendo así, aunque la etiqueta “colonial” ha...

Contenidos

Afghanistan Papers (los Papeles de Afganistán) Afghanistan Papers. Como advierte el geoestratega Manlio Dinucci, los documentos sobre la guerra en Afganistán desclasificados a pedido...

Contenidos

Afganistán Papers. Ya no saben cómo ocultar las verdaderas razones por las que Estados Unidos (EU) ha permanecido 18 años en Afganistán: su guerra más...

Publicidad
Publicidad Que es LBRY

Pensar con el corazón

Interactuamos solo con energía e información. Es por ello que, solo con la energía de tu intención, puedes manifestar una realidad que te haga sentir bien aún en medio de este caos sin precedentes en toda la historia humana. Solo tienes que saber cómo funciona la energía de tu corazón y de la conciencia. En este libro lo encontrarás fácilmente explicado con fundamentos científicos.

Pensar con el Corazon

Archivos

Facebook

© Mente Alternativa · Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.