Redes Sociales

Hola, ¿qué deseas buscar?

Contenidos

Chatham House, de la corona británica, exige una guerra sin fin en Ucrania; el Pentágono vaticina que durará varios años

Necesitamos tu ayuda...
La censura y desmonetización contra medios independientes está haciendo cada vez má difícil nuestro trabajo. Si te parece útil el contenido que publicamos por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica. No te pierdas ninguna actualización, síguenos en Telegram.



El conflicto en Ucrania rebasa por mucho su singularidad específica cuando está en juego la arquitectura del nuevo orden mundial. Por eso el Real Instituto de Asuntos Internacionales, el grupo de expertos en política exterior más importante de la corona británica (conocida como Chatham House, por su sede) publicó el 4 de abril un artículo en el que insiste en que la guerra en Ucrania tiene que continuar y que hay que mantener el flujo de armas.

 

Chatham House, de la corona británica, exige una guerra sin fin en Ucrania; el Pentágono vaticina que durará varios años

Foto: El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, en su intervención en la Chatham House de Londres. REUTERS REUTERS/LUKE MACGREGOR.

 

EIR: Chatham House, de la corona británica, exige una guerra sin fin en Ucrania

10 de abril de 2022 (EIRNS) – Nunca hubo una guerra que no le guste al imperio británico; mientras más sangrienta, mejor. Mientras más muertos haya, mejor. Por eso el Real Instituto de Asuntos Internacionales, el grupo de expertos en política exterior más importante de la corona británica (conocida como Chatham House, por su sede) publicó el 4 de abril un artículo titulado “Ensuring Ukraine Prevails is now the Only Moral Choice” (Garantizar que prevalezca Ucrania es ahora la única opción moral), en el que insiste en que la guerra en Ucrania tiene que continuar. No se puede aflojar, ni detener el fuego, ni capitular frente a Rusia. Hay que mantener el flujo de armas.

¿Cómo justifica esto el asesor principal Keir Gilles? Rusia está librando una guerra de aniquilación contra Ucrania, alega. El asesinato en masa que está llevando a cabo en zonas ocupadas de Ucrania es “una función natural de la forma en que Rusia hace la guerra” (los rusos son bestias, después de todo) pero también se deriva de la imagen de Ucrania que los rusos han cultivado durante la última década “para la propaganda interna”, es decir, Ucrania como una nación fascista.

Por eso, insiste Giles, las atrocidades que Rusia ha cometido son el “arma más poderosa de Ucrania para ganar la guerra, asegurándose de que sus amigos occidentales no encuentren ninguna excusa para aflojar el apoyo de municiones o para presionar a Kiev para que haga concesiones con el objetivo de ponerle fin”. El problema de un alto al fuego es que una vez declarado, los aliados occidentales aflojarán, advierte Giles, y darán la espalda al conflicto. Y los rusos utilizarían esto para reagruparse y reorganizarse en el frente oriental sin la interferencia de Ucrania, algo que debe hacer ya que Putin ha fracasado completamente en el plano militar. Un alto al fuego temporal “establece las peores precondiciones posibles para un acuerdo de paz sostenible”.

El peligro es que sus socios europeos bienintencionados presionen a Zelenski a aceptar una oferta rusa que parece razonable, dado los horrores que Rusia ha infligido al país, dice Giles. Pero esto sería “tóxico” para Ucrania. El inicio por parte de Rusia de esta guerra tenía sus raíces en una fantasía, aunque los fracasos militares de Putin puedan haber roto la fantasía. La “disparatada ‘des nazificación de Ucrania’|” es ahora solo para consumo interno. Putin es retratado como un loco lleno de fantasía, y Giles advierte que, si sale de la guerra pensando haber obtenido un éxito parcial, esto lo envalentonará a continuar lo que el autor dice que es la “primera de las guerras de reconquista”. Así pues, los combates en Ucrania deben tener un resultado satisfactorio, no solo para el Estado ucraniano, sino para el futuro de la seguridad europea. La única forma de asegurar a Europa es garantizar que Ucrania prevalezca y no se vea sometida “a un acuerdo de paz defectuoso e inviable que no haga más que posponer el ajuste de cuentas con Rusia”. Guerra y más guerra es la respuesta. (chathamhouse. org/2022/04/ensuring-ukraine-prevails-now-only-moral-choice).

 

Alfredo Jalife: El Pentágono vaticina una guerra prolongada de años o una década en Ucrania

El jefe de las Fuerzas Armadas Conjuntas del Pentágono, general Mark Milley (MM), reveló al Comité de las Fuerzas Armadas de la Cámara (https://spoti.fi/3DVyix5) que la guerra en Ucrania probablemente duraría muchos años. No sé si sea una década, pero seguro varios años(https://bit.ly/3DVnsXI): se trata de un conflicto extendido en el que la OTAN, Estados Unidos, Ucrania y todos (sic) nuestros aliados y socios que apoyan a Ucrania estarán implicados en esto (sic) por un buen tiempo.

Agregó que el potencial de un conflicto internacional significativo está aumentando, no decreciendo, por lo que Estados Unidos probablemente aumentaría la presencia de su ejército en la región en el largo plazo con bases permanentes. Confesó que el envío de tropas de Estados Unidos a Ucrania hubiera iniciado la tercera guerra mundial. Para no dejar dudas, el Pentágono anunció una ayuda a Ucrania de 300 millones de dólares en armas para reforzar sus defensas (https://bit.ly/3rAVs75).

El primer conservador de la monarquía globalista neoliberal británica Boris Johnson –con un aterrador rechazo ciudadano de 70 por ciento y a quien le fascina atizar los fuegos bélicos al borde del precipicio nuclear– realizó una temeraria visita a Kiev para reunirse con el presidente jázaro israelí Zelensky, a quien prometió la entrega de 120 vehículos blindados y misiles antitanques y antiaéreos (https://washex.am/37u36sy).

Más que defender a Ucrania hasta el último soldado ucranio, pareciera que Estados Unidos y Gran Bretaña se percatan de que el sistema unipolar dolarcéntrico puede fenecer en las fértiles planicies de Europa oriental colindantes con el mar Negro.

Las reverberaciones de la confrontación del eje Rusia-China con la anglósfera –que encabeza la OTAN– han alcanzado Pakistán –dotada de 165 ojivas nucleares y con 438 km de frontera con China–, donde han propiciado la defenestración del primer Imran Khan, quien se rebeló por no ser más esclavo de Londres y Washington (https://bit.ly/3LMYtZo).

Joe Biden, con un terrorífico rechazo ciudadano hoy de 57 por ciento, y los exégetas del Partido Demócrata –específicamente la tríada de los jázaros israelí-estadunidenses de Jake Sullivan/Antony Blinken/Vicky Nuland– buscan repetir hoy en Ucrania el empantanamiento militar de la ex URSS en Afganistán, que resultó una trampa, con ayuda de la CIA y los yihadistas (¡mega sic!), como confesó el ex asesor de Seguridad Nacional de Carter e íntimo de Obama, el fallecido polaco-canadiense-estadunidense Zbigniew Brzezinski en su indeleble entrevista de 1998 a la revista Le Nouvel Observateur (https://bit.ly/3Kz3FjC). Con el mismo guion, Hillary Clinton alabó a los mujahidines (sic) de haber expulsado a Rusia de Afganistán, por lo que aconsejó otorgar a Ucrania suficientes armas (https://bit.ly/34TMr0G).

Sergei Naryshkin (SN), director de los Servicios de Inteligencia Foránea de Rusia (SVR), en un artículo para la revista National Defense, explayó que la operación especial en Ucrania constituye el momento de la verdad para el mundo ruso (https://bit.ly/3NUHEhf) que está más determinado (sic) que nunca a defender el derecho a su propia identidad frente al globalismo agresivo encarnado por la hegemonía de Estados Unidos, la expansión de la OTAN y su política de intervencionismo.

SN postula que Rusia está creando un genuino mundo multipolar (sic) nunca visto (https://bit.ly/37xqHbG), cuando un nuevo estadio de la historia de Europa y el mundo se despliega ante nuestros ojos, lo cual implica el colapso del mundo unipolar (sic) y el sistema de las relaciones internacionales basado en el derecho del Estado más poderoso, específicamente Estados Unidos, para aplastar a los otros países, como sucedió en Yugoslavia, Afganistán, Iraq, Siria y Libia. SN concluye que si Europa y Estados Unidos demuestran una falta de madurez y valentía para moverse en esta vía, otros centros de poder tendrán que diseñar un futuro global sin ellos.

Publicidad. Arrastra para seguir leyendo.

El conflicto en Ucrania rebasa por mucho su singularidad específica cuando está en juego la arquitectura del nuevo orden mundial (https://bit.ly/3rapu12). Ya no hay vuelta atrás.

 

La asociación de Occidente con los neonazis en Ucrania, una historia incómoda

 

Fuentes:

Executive Intelligence Review: Chatham House, de la corona británica, exige una guerra sin fin en Ucrania. Editorial EIR 11 abril 2022.

Alfredo Jalife, en la Jornada: El Pentágono vaticina una guerra prolongada de años o una década en Ucrania.

Te puede interesar

Contenidos

Por Red Voltaire Mientras que los jefes de Estado y/o de gobierno de los países de la OTAN se reúnen en Madrid y ‎se...

Contenidos

Por Kontra Info La OTAN aprobó este miércoles su “nueva estrategia”, en la que afirma que China “desafía sus intereses, seguridad y valores”, y...

Contenidos

Por Red Voltaire El presidente Joe Biden proclamó públicamente que “no habrá botas estadounidenses ‎en Ucrania” y sus repetidores de la OTAN nos remachan...

Contenidos

El Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg, admitió recientemente algo que ya sabíamos: “La OTAN se ha venido preparando para una confrontación con...

Publicidad que es odysee

Archivos

Redes Sociales

Publicidad siguenos en telegram
Publicidad trabajo en linea
Publicidad Que es LBRY