Hace 15 años fueron descubiertos en el desierto de Atacama los restos momificados de un esqueleto —con cráneo alargado— de seis pulgadas de largo. La momia fue bautizada como “Ata”, y la ciencia oficial nunca mostró ningún interés para estudiarla hasta que se empezaron a divulgar hipótesis sobre su posible origen no humano, especialmente tras la realización de los documentales Sirius y Unacknowledged. En marzo de 2018, científicos de la Universidad de Stanford publicaron los resultados de una investigación que realizaron tras extraer ADN de los huesos de la momia. Así llegaron a la conclusión de que Ata no es un extraterrestre, sino el esqueleto de una niña que podría haber nacido muerta o que falleció poco después de nacer. Según el equipo de científicos, coordinados por Garry P. Nolan, el esqueleto presenta mutaciones devastadoras que le dieron esa forma tan asímil a su cuerpo. Inmediatamente después de que se difundieron los resultados “oficiales”, el Dr. Steven Greer —fundador de organizaciones como Disclosure Project, el Centro de Estudios para la Inteligencia Extraterrestre (CSETI) y Projecto Orion— denunció en Twitter que “Garry P. Nolan y sus colegas planearon un falso análisis desde el principio. Incluyeron muchas mutaciones al azar en sus secuencias por intención, omitiendo un tratamiento estándar para eliminarlas.” El Dr. Greer sustenta esto en base a una investigación de la Genetics Society of America titulada: “Evaluación de la fidelidad de antiguas secuencias de ADN amplificadas a partir de genes nucleares” (2005), misma que expone que no se pueden extrapolar genes y mutaciones basadas en ADN viejo degradado, que es como Nolan preparó las conclusiones de que “el esqueleto de Atacama es un humano deformado.” Según el Dr. Greer, ya se conocía ese sesgo antes de que el estudio estuviera terminado, pero Nolan decidió omitirlo. Otra evidencia demuestra que existen formas de vida similares al esqueleto de Atacama encontradas en Chile y Rusia, que también excluyen 7 mutaciones humanas espontáneas. De este modo, mientras la investigación de Stanford parece ser una investigación manipulada por la ciencia oficial al servicio de la élite global, el Dr. Greer se ha comprometido a investigar e informar al publico sobre lo que realmente sucedió en Stanford.

 

Pruebas genéticas del esqueleto de Atacama por la Universidad de Stanford

Los restos de “Ata” se encontraron en La Noria, Atacama, Chile, en 2003. Habían sido envueltos en una tela blanca que se mantuvo unida con una cinta de color violeta. El esqueleto resultó ser notable en muchos sentidos. Con tan solo seis pulgadas de largo mostraba las características de los huesos de alguien entre los 6 y los 8 años de edad. En vez de 12 pares de costillas, solo contaba con 10 pares, y la cabeza era un cono alargado. Los estudios de Garry P. Nolan y su equipo de investigación descubrieron y publicaron lo siguiente:

“La niña mostró mutaciones en siete genes que causaban las enormes malformaciones del esqueleto y aceleraron su desarrollo. Esto explica el tamaño del esqueleto junto con las costillas anormales y la forma del cráneo. También se explicó el envejecimiento de los huesos en el esqueleto. ‘Ata’ pudo haber sufrido una condición conocida como hernia diafragmática congénita. Este es un defecto congénito común que pone en peligro la vida en el que el diafragma no se ha desarrollado correctamente. Los análisis revelaron también que el ADN de ‘Ata’ es muy similar al de los chilenos.”

 

El Dr. Steven Greer señala inconsistencias en el análisis de Stanford

Poco después de que fueran publicados los resultados del análisis de Garry P. Nolan y la Universidad de Stanford, el Dr. Steven Greer —fundador de organizaciones como Disclosure Project, el Centro de Estudios para la Inteligencia Extraterrestre (CSETI) y Projecto Orion— escribió lo siguiente en una serie de tweets publicados entre el 25 y el 27 de marzo:

“Nunca he dicho que el esqueleto de Atacama sea extraterrestre; es un misterio y sigue siendo uno. El ADN antiguo se oxida y los pares de bases en el ADN se alteran debido a los efectos ambientales. No se puede extrapolar estas mutaciones a genes operativos en seres humanos.”

“Las conclusiones de Nolan son ciencia basura en el peor de los casos. Pronto publicaremos un artículo revisado por pares sobre POR QUÉ el ADN viejo se degrada y NO PUEDE usarse para concluir genes operativos. ESTO es ciencia establecida, no importa lo que digan otros 14 científicos.”

“NO estamos cuestionando la secuencia en sí, sino las conclusiones falsas y descabelladas basadas en la secuencia. Nolan me habló de esto ANTES de ejecutar cualquier prueba y sabe muy bien que el ADN antiguo se degrada.”

Greer también citó una fuente de Caltech en uno de sus tweets: URGENTE: Esto es lo que acaba de decir un pionero en investigación de ADN con un doctorado de Cal Tech:

“Un no experto podría no haberlo notado, pero estoy bastante seguro de que Nolan y sus colegas planearon un falso análisis desde el principio. Incluyeron muchas mutaciones al azar en sus secuencias por intención, omitiendo un tratamiento estándar para eliminarlas.”

“Estamos muy preocupados por lo que realmente sucedió en Stanford. Y seguiremos informando.”

En menos de un día, Steven Greer proporcionó una investigación de la Genetics Society of America, en 2005, titulada: “Evaluación de la fidelidad de antiguas secuencias de ADN amplificadas a partir de genes nucleares”, que expone que no se pueden extrapolar genes y mutaciones basadas en ADN viejo degradado, que es como Nolan preparó las conclusiones de que “el esqueleto de Atacama es un humano deformado.” Hemos aprendido que teníamos ese sesgo antes de que el estudio estuviera terminado, pero Nolan decidió omitirlo —argumenta Greer. Otra evidencia demuestra que existen formas de vida similares al esqueleto de Atacama encontradas en Chile y Rusia, que también excluyen 7 mutaciones humanas espontáneas.

 

 

El humanoide ruso encontrado en 1996 se parece al de Atacama, pero adulto y más grande. También tiene 4 huesos de cráneo, etc. ¡Resulta interesante que la ciencia genética oficial también encubriera es caso con el mismo argumento diciendo que se trataba de un feto femenino deformado! ¿Es aquí de donde Stanford tuvo la idea de asociar el esqueleto de Atacama?

Según Greer, científicos doctores y expertos en ADN han confirmado que: “la mayoría de las mutaciones que dicen que le dieron a la momia de huesos deformados” podrían deberse al daño oxidativo del ADN después de la muerte de la momia, y no mientras la momia estaba viva. Por lo tanto, la razón genética real para la alteración de la estructura corporal es aún desconocida.

“Los datos primarios de Nolan no son confiables, tendrían que volver a secuenciarse a partir de una nueva muestra. Se necesita una investigación completa de este informe de la Universidad de Stanford y los medios que informan sobre esta historia. Cualquiera que pueda ayudar o revelar información sobre esta cuestión, contáctenos en: http://SiriusDisclosure.com lo antes posible. Gracias.”

 

¿Por qué Stanford ha permitido una investigación tan deficiente y precipitada?

El resultado precipitado emitido por la ciencia oficial pareciera provenir más de la desesperación de encubrir algo, que de cualquier otra cosa. La gente informada ya está acostumbrada a ver cómo la élite global manipula la ciencia, la historia, las finanzas, la economía, las religiones y todo lo que está a su alcance, y no nos queda duda que a ellos no les conviene que la divulgación de la verdad adquiera peso científico, pues todas sus mentiras y la forma en que han manipulado a la humanidad por milenios saldrían a la luz y ellos perderían su poder.

 

momia atacama

 

 

Fuentes:

Univesrity of California / Stanford University of California – Whole-genome sequencing of Atacama skeleton shows novel mutations linked with dysplasia.

Dr. Steven Greer – Twitter posts from March 23 to March 27, 2018.

Genetics Society of America – Assessing the Fidelity of Ancient DNA Sequences Amplified From Nuclear Genes.

Mente Alternativa – Sirius: el fenómeno ovni se ha conocido por milenios y se ha ocultado por un siglo.

Mente Alternativa – Resultados de ADN de cráneos alargados de Paracas ya están disponibles y cambiarán la historia.