Las grandes quemas de libros a lo largo de la historia siempre han estado vinculadas a la destrucción de narrativas y conocimientos ancestrales —cuánticos y paganos— que son antagónicos a los intereses de los poderes fácticos que han impuesto una agenda de control mecánica, materialista y monoteísta mundial. En este sentido, la gran “purga” y censura en internet que está ocurriendo en 2018 es también una analogía de las grandes quemas de bibliotecas y “cacerías de brujas” de la historia. Pero en un mundo global tecnologizado e interconectado como el que vivimos, esta nueva guerra de la información también se ha convertido en un “apocalipsis de la información” en donde el conocimiento verdadero sale a la luz y se desparrama sobre la gente como una avalancha mezclado con la propaganda impuesta por el establishment Illuminati sin permitir ya al ser humano distinguir la ficción de la realidad. De este modo, el apocalipsis de la información no sólo implica tergiversar y destruir el modelo ancestral hiperbóreo original de la humanidad sino apurar también la transición transhumanista definitiva a favor del Nuevo Orden Mundial de la inteligencia artificial. Así, para los grandes implantadores de la inteligencia artificial arcóntica, como son Google, Youtube, Facebook y Twitter, la verdad es SU verdad, es decir la verdad de los arcontes y sus sirvientes Illuminati. Pero esa es una verdad artificial, manipulada, que es antagónica y busca anular el conocimiento y la información auténtica de lo que ha sido la humanidad previa a la gran intervención de la raza humana.

 

Biblioteca de Alejandría, la destrucción del gran centro del saber de la Antigüedad

Se cree que la Biblioteca de Alejandría poseía cerca de 490.000 libros a mediados del siglo III a.C., una cifra que dos siglos después aumentó hasta los 700.000, según Aulo Gelio.

La primera información al respecto se remonta al año 47 a.C., en la guerra entre los pretendientes al trono de Egipto. Con la caída de Antonio y Cleopatra y el consiguiente hundimiento del reino ptolemaico de Egipto, que cayó en manos de Roma, Alejandría fue entrando en una lenta e inexorable decadencia.

La proclamación del cristianismo como religión oficial del Imperio en el siglo IV tuvo consecuencias más graves para la biblioteca alejandrina. En sus anaqueles se habían compilado los saberes del paganismo clásico, justamente el tipo de cultura que rechazaban algunos movimientos cristianos.

El golpe de gracia para la Biblioteca llegó en el año 640, cuando el Imperio bizantino sufrió la arrolladora irrupción de los árabes y Egipto se perdió totalmente. La propia Alejandría fue capturada por un ejército musulmán comandado por Amr ibn al-As. Y fue justamente este general quien, según la tradición, habría destruido la Biblioteca cumpliendo una orden del califa Omar.

En su Filosofía de la Historia, Hegel se remite al califa Omar: “quien destruyó la biblioteca de Alejandría, para entregarnos su más impecable ejemplo de fanatismo y negación de lo diferente. ¿Por qué destruye Omar tan magnífica biblioteca, un espacio luminoso que cobijaba todo tipo de libros diversos?” —dice Hegel: “O esos libros —dijo (Omar, el califa)— contienen lo que ya está en el Corán o contienen cosa distinta. En ambos casos, sobran”.

Sin duda, la desaparición de la Biblioteca de Alejandría constituye uno de los más simbólicos desastres culturales de la historia, comparable tan sólo con la quema de libros que siguió a la toma de Constantinopla por los cruzados en 1204 o la que tuvo lugar en 1933 en la Bebelplatz de Berlín a instancias del ministro de propaganda Joseph Goebbels, sin mencionar el incendio de la Biblioteca de Bagdad, en 2003, ante la complicidad de las tropas estadounidenses.

 

Censura de libros digitales evoca quema de libros de la Alemania nazi de 1933

El 10 de mayo de 1933, grupos de estudiantes en universidades de Alemania llevaron a cabo una serie de quemas de obras que los estudiantes y principales miembros del partido nazi asociaron con un “espíritu no alemán”. Multitudes entusiastas presenciaron la quema de libros de Brecht, Einstein, Freud, Mann y Remarque, entre muchos otros conocidos intelectuales, científicos y figuras culturales.

quema libros 1933

 

La quema de libros digitales de Google en 2018

De acuerdo al portal Victurus Libertas, “durante la última semana, Google ha perpetuado una quema digital de decenas, tal vez cientos de miles de libros digitales en toda su plataforma de videos de YouTube.”

 

“En las últimas 36 horas, Google ha quemado más de 1100 de nuestros libros digitales. Algunas eran historias cortas, algunas eran memorias desgarradoras de abuso capturadas durante las entrevistas y algunas eran novelas poéticas de justicia y soberanía. Todos fueron personales, y todos fueron creados y compartidos con amor y buenas intenciones para la humanidad.” (Fuente: Victurus Libertas)

 

 

Además, Youtube ha cerrado los canales de cientos de medios de comunicación alternativa, y Facebook, Twitter y Google están aplicando el “shadow banning”, un algoritmo que permite a ciertos usuarios publicar información y verla ellos mismos, aunque resulte invisible para el resto del público.

No hace falta ser clarividente para entender lo que está sucediendo. La prohibición y la censura de las voces que difieren del discurso oficial del establishment en las redes sociales, continúa. Ante el flujo de la información y el resurgimiento de la verdad, las élites globales están en pánico, quemando libros, destruyendo información, silenciando y censurando a medios alternativos de comunicación masivamente. Es una purga como las de Alejandría, la de Berlín y las de Constantinopla y Bagdad.

 

 

Dr. Steve Pieczenik: ‘El apocalipsis de la información’

El Dr. Steve Pieczenik, autor bestseller y agente de inteligencia del gobierno de los EE.UU. durante más de 20 años, dijo que todo esto ocurre porque “la investigación y el debate real asustan al establishment, asusta a las diferentes facciones que luego se revelan al ataque. Sabemos que CNN es el rey de las noticias falsas, sabemos que montaron falsos eventos, y ahora todo está quedando en evidencia. En esta guerra psicológica, los medios dominantes, Facebook, Youtube, Twitter, Google, operan para prohibir la expresión libre de la inteligencia humana. Lo que está sucediendo es que el verdadero ascenso del fascismo está llegando a través del apocalipsis de la información, así que la supresión y la represión obedecen a un proceso de distorsión, de negación, y estos son los términos técnicos que el Cabal Illuminati está usando para decirnos: “aquí sólo nosotros somos quienes podemos manipular las noticias, manipulamos las imágenes y manipulamos la tecnología controlando la historia y la inteligencia artificial.”

 

 

 

Fuentes:

Victurus Libertas – #GoogleGestapo 2018 Digital Book Burning Reminiscent Of 1933 Nazi Germany.

National Geographic – La Biblioteca de Alejandría, la destrucción del gran centro del saber de la Antigüedad.

Georg Wilhelm Friedrich Hegel – Filosofía de la Historia.

Ted Cruz – Senator Cruz Questions Facebook, Twitter, and Youtube on Censorship of Conservatives – January 17, 2018.

InfoWars – This Is The Biggest Internet Purge We Have Ever Seen.

Mente Alternativa – Dr. Steve Pieczenik: El Apocalipsis de la información de la inteligencia artificial.

Mente Alternativa – El Cabal intensifica operación masiva contra redes sociales y medios alternativos de comunicación.